Historia

historia

Una historia llena de recuerdos y emociones

 

Por: Guillermo García Jaramillo (Don Guillo). Periodista e historiador caleño. 1935-2014.
Autor del libro: Las 50 Ferias de Cali.
La historia de la Feria de Cali se remonta a 1956, cuando un pavoroso estallido sacudió a la ciudad en la madrugada del 7 de agosto, como consecuencia de la explosión de siete camiones cargados de dinamita que procedentes de Buenaventura tenían como destino la Industria Militar en Bogotá y que fueron parqueados frente a la vieja estación del Ferrocarril del Pacífico. La carga mortal había sido parqueada inicialmente frente al Batallón Pichincha en pleno centro neurálgico de Cali. Esta tragedia que cobró millares de vidas y más de seis mil heridos, además de la destrucción de por lo menos el 35% de las edificaciones aledañas, ocasionó una grave calamidad pública que deprimió a la ciudad alegre y bullanguera que todos conocimos.
Pasaron dos años estudiando los mecanismos que garantizarían la recuperación de la ciudad. Y fue entonces cuando surgió la idea de realizar una Feria que reactivara la economía, el empleo y la alegría proverbial del caleño.
La Feria desde su creación es un evento institucional que jamás fue objeto de suspensión por causa alguna. Con la ayuda de la Gobernación se puso en marcha la que sería con el paso del tiempo, la Feria más importante del continente.
Pedro Nel Machado, su primer director dispuso un evento de cuarenta días de duración que se cumplió entre el 6 de diciembre y el 13 de enero.